Hotel Posada del Lucero, Sevilla

Sevilla es una de las ciudades más turísticas de España y que recibe a una gran cantidad de viajeros durante todo el año, tanto nacionales como internacionales, todos ellos atraídos por las estupendas características con las que goza esta preciosa ciudad del sur de España.

Es la capital de la Comunidad Autónoma de Andalucía, un lugar repleto de espiritualidad y bonitos paisajes que nos acompañarán durante nuestra estancia y a lo que hay que sumar la característica forma de ver la vida de los sevillanos y sevillanas, sus tradiciones, su arte y todo lo relacionado con este destino que gusta a todo el mundo.

Una de las razones del por qué visitar este destino es su estupendo clima, aunque en verano puede hacer mucho calor. Las precipitaciones suelen ser variables, los veranos son más bien secos y el mercurio puede llegar a los 45º e incluso más y durante los inviernos el clima es fresco aunque no llega a ser tan frío como en el norte del país.

Aquí encontraremos el hotel Posada del Lucero, un establecimiento de 4 estrellas declarado como Monumento Histórico Artístico de carácter nacional y también como Bien de Interés Cultural, dado que es la posada más antigua de España y donde sus orígenes se remontan al siglo XVI.

Se encuentra en pleno centro de la ciudad, justo al lado de la Iglesia de San Pedro, donde nació Velázquez y las conocidas calles Sierpes y Tetuán. Además está al lado de las estaciones de autobuses de la Plaza Nueva y de la Plaza de la Encarnación y al lado del centro comercial, financiero e histórico de la ciudad entre otros.

El hotel cuenta con tres patios; el patio de las columnas, las antiguas caballerizas y el patio de San Felipe. Es un edificio único en Sevilla que conserva la misma función para la que fue construido y donde tendremos la oportunidad de recorrer la historia mediante los diferentes espacios de este confortable alojamiento.

Cuenta con 40 habitaciones, servicio de alquiler de coches, bar, cafetería, desayuno buffet, servicio de fax, servicio de guardería bajo petición, servicio de lavandería y tintorería, servicio médico sanitario bajo petición, prensa nacional, salón social, solarium y Wi-Fi gratuito.

De este alojamiento se han conservado las formas originales de la cubierta del edificio, que se remonta al siglo XVI. Los cuartos de baño son de pizarra negra y de estuco de color blanco y los textiles de Gastón y Daniela.

Entre las características principales de cada habitación se encuentra su baño completo con amenities y secador de pelo, caja de seguridad, climatización individual, mesa de escritorio, habitaciones para no fumadores, habitaciones estándar y superiores, junior suites, minibar, servicio de habitaciones, teléfono y televisión vía satélite.
¿No te resulta tentador?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *