Hotel El Mudayyan, Teruel

Que hay hoteles de muchas clases y para cualquier clase de viajero es algo que todo el mundo sabe y cada hotel cuenta con algo diferente a los demás que lo hace verdaderamente característico como es el caso del hotel que os vamos a presentar a continuación.

Se trata del hotel El Mudayyan, un establecimiento de tres estrellas que se encuentra en pleno centro histórico de la ciudad de Teruel, un hotel pequeño, coqueto, con mucho encanto y con un claro ambiente familiar para que todos nos sintamos como en nuestra propia casa.

Es pequeño, sí, cuenta con ocho habitaciones, pero todas ellas muy acogedoras y decoradas cada una de una forma totalmente diferente y con detalles del artesonado de la Catedral de Teruel entre otros motivos ornamentales que hacen único en todo Aragón a este hotel.

Todas sus habitaciones son verdaderamente cómodas y no dejan indiferentes a los viajeros, todas son dobles y cuentan con todas las comodidades propias de un hotel de tres estrellas como baño propio, calefacción, aire acondicionado, televisión o conexión a Internet totalmente gratis entre otros.

La historia de este hotel es sorprendente sobre todo gracias a su sótano donde podremos comprobar el arco de descarga de la antigua Iglesia del Salvador del siglo XIV y atravesar el estrecho del pasadizo del siglo XVIII que comunica las dependencias con la sacristía del templo. Aquí también encontraremos unos cuidados paneles donde explican la historia y características de los restos históricos.

Gracias a su estupenda situación en pleno casco histórico de Teruel, la cafetería del hotel nos permitirá disfrutar de un estupendo descanso en un ambiente totalmente diferente con una decoración inspirada en Teruel y donde será punto de llegada tras un día conociéndola o punto de partida a primera hora del día.

Las instalaciones del hotel están abiertas tanto a clientes del hotel como para todas aquellas personas que quieran acercarse y disfrutar de todo lo que este establecimiento puede ofrecer a todo el mundo, como por ejemplo el salón de té de estilo marroquí donde poder degustar diferentes variedades de té y otras infusiones.

Hay que destacar que todo el utillaje ha sido traído directamente desde Marruecos, como las lámparas y diferentes objetos decorativos que se complementan con copias de las tablillas de la techumbre de la Catedral de Teruel.

Y algo que sorprende a todos los clientes es la conocida como Galería del Capítulo, perteneciente a un grupo de túneles que estaba destinado al tráfico de personas. Una pequeña red de túneles de unos 60 metros de longitud que comunicaba tres zonas, una sala subterránea completamente abovedada perteneciente a la sacristía de la Iglesia del Salvador, la casa contigua a la iglesia y el sótano del hotel. ¿Te atreves a visitarla?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *