Hotel Arlanzón, Burgos

En Burgos se encuentra una de las mejores alternativas de alojamiento pata nuestra estancia en este estupendo destino de turismo interior. Se trata del Hotel Arlanzón, un alojamiento que cumple con creces cualquier clase de expectativa de sus clientes, por muy exigentes que éstos sean.

Se encuentra en el recientemente construido bulevar de Burgos, lo que antaño era una antigua vía de tránsito ferroviario, hoy en día completamente remodelado y adaptado al viandante para así poder recorrer tranquilamente la ciudad, independientemente de si se hace a pie o en coche.

El hotel se encuentra a unos 5 minutos a pie de una de las joyas del arte gótico no solo español sino europeo, la Catedral de Burgos, además clasificada como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. También se encuentra muy cerca del Museo de la Evolución Humana, un complejo de reciente construcción y centro de estudio y divulgación entre otras.

El hotel cuenta con un gran equipo de profesionales dispuestos a ayudarnos en todo momento prestándonos una atención completamente personalizada. Entre los servicios más destacados se encuentran sus habitaciones para no fumadores, acceso a Internet mediante Wi-Fi desde cualquier punto del hotel, desayuno buffet, servicio de habitaciones, cafetería, bar, servicio de lavandería y tintorería, servicio de fax, consigna gratuita de maletas, sala de conferencias y reuniones, servicio de portaequipajes y aparcamiento entre otros.

Cuenta con 80 habitaciones totalmente acondicionadas para que todos los clientes puedan disfrutar de la máxima calidad y confort de todo el equipamiento y que el cliente se sienta como en casa. Están dotadas de televisión LCD de gran calidad, acceso a Internet por Wi-Fi completamente gratis, aire acondicionado regulable, calefacción central, mesa de estudio, acceso a Internet por cable, habitaciones insonorizadas, línea telefónica directa, servicio de habitaciones, baño completo con secador de pelo, espejo de aumento y amenities especiales de baño.

Asimismo cuenta con un estupendo servicio de restauración, con una extensa variedad de menús para todos los gustos que harán que disfrutemos en todo momento de los diferentes sabores y calidad de la cocina burgalesa.

Aquí también encontraremos una agradable cafetería donde poder charlar tranquilamente, picar algo, ver algún evento deportivo en la televisión o tomar una copa con total tranquilidad y acompañados de la experiencia de su equipo de trabajo, para que nos sintamos completamente cómodos durante toda nuestra estancia, tanto en la habitación como en cualquier otra dependencia del hotel.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *