Palacio de Valderrábano, Ávila

Ávila es otra de esas ciudades donde el turismo de interior se ha convertido en una fórmula bastante acertada para que cualquier persona pueda disfrutar de todo lo que esta ciudad española puede ofrecer a aquel que se decida visitarla y quiera conocer más sobre su historia, conocer su pasado reflejado en sus calles o en los castillos que pueblan este rincón de España o incluso su reconocida gastronomía entre muchos otros alicientes.

Aquí se encuentra el hotel Palacio de Valderrábanos, un establecimiento de cuatro estrellas emplazado en un palacio señorial de la Baja Edad Media, intramuros y con estupendas vistas a la Catedral de esta ciudad que esta considerada como Patrimonio de la Humanidad, sin duda, un destino verdaderamente apasionante y sorprendente.

En este establecimiento se sigue manteniendo el espíritu y la decoración tan característica de este edificio eminentemente histórico, donde destacan las puertas macizas de madera castellana y una decoración ad-hoc, con armaduras, blasones, escudos nobiliarios y diferentes piezas de arte antiguo. Además este palacio-hotel ofrece a todos los huéspedes todas aquellas infraestructuras y servicios que se hacen tan importantes hoy en día, algo propio del siglo en el que nos encontramos y que se da la mano con tantas cosas antiguas que podemos disfrutar en este alojamiento.

El hotel es amplio y cuenta con una buena oferta de salones para unas 250 personas y gracias a su ubicación son el lugar ideal para la celebración de encuentros profesionales, conferencias, banquetes, presentación de productos, reuniones de empresas, convenciones o cocktails entre muchas otras alternativas.

El hotel ofrece servicio de restaurante, bar, recepción 24 horas, prensa, habitaciones para no fumadores, ascensor, caja fuerte, calefacción, aire acondicionado, guardaequipajes, servicio de habitaciones, salas de reuniones y banquetes, servicio de lavandería y tintorería, acceso para minusválidos, desayuno buffet y servicio despertador.

En cuanto a la dotación de las habitaciones destaca su cama de matrimonio de tamaño Queen Size, habitaciones para no fumadores, minibar, servicio despertador, televisión por cable y vía satélite, teléfono directo y baño completo con bañera, ducha, bidet, espejo de aumento, secador de pelo y set especial de baño, acceso a Internet mediante Wi-Fi y hay que destacar también que gran parte de las habitaciones de este hotel cuentan con impresionantes vistas directas a la conocida Catedral de Ávila, sin duda, todo un sueño que nos está esperando para disfrutar al máximo de una escapada.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *